Xalapa, Ver. 22de Febrero2018
 
Portada
   Al Minuto >>
DESDE EL CAFÉ / Bernardo Gutiérrez Parra
De nueve gubernaturas ninguna la ganaría el PRI
.
Actualizado: 2018-01-19 A+  a-
Entradas recientes
Entre los cargos de elección popular que se jugarán en próximo 1 de julio destacan las gubernaturas de Chiapas, Ciudad de México, Guanajuato, Jalisco, Morelos, Puebla, Tabasco, Veracruz y Yucatán. Nueve en total.
Si hoy fueran las elecciones Morena ganaría seis de esas gubernaturas: Chiapas, Ciudad de México, Morelos, Puebla, Tabasco y Veracruz. El PAN se quedaría con los estados de Guanajuato y Yucatán, mientras que Jalisco sería para Movimiento Ciudadano.
¿Y el PRI?
Al PRI no le tocaría ninguna.
Esto de acuerdo con la encuesta telefónica realizada por la empresa Massivecaller, que dirige Juan Carlos Campos Riojas.
Es el primer trabajo de este tipo sobre los candidatos a gobernador y al PRI le va como en feria.
Si hoy fueran las elecciones el tricolor quedaría en segundo lugar en Guanajuato, Jalisco y Yucatán. Entercer lugar en Chiapas, CDMX, Puebla, Tabasco y Veracruz. Y se iría hasta la cuarta posición en Morelos donde Morena tiene como candidato a Cuauhtémoc Blanco que le lleva una ventaja de 11 puntos a su más cercano perseguidor, Rodrigo Gayosso del PRD.
En el caso concreto de Veracruz la encuesta no le pinta bien al abanderado del PRI José Yunes Zorrilla que tiene el 14.9% de las preferencias electorales, por 28.6% del panista Miguel Ángel Yunes Márquez y 30.1% del moreno Cuitláhuac García.
Es decir, la diferencia entre Pepe y Miguel Ángel hijo es de 13.7% que ya es para ponerse a pensar, pero si se compara con la de Cuitláhuac es para quitar el sueño porque es de 15.2%.
¿Qué tanto remontarán Pepe y Miguel Ángel para alcanzar y rebasar a Cuitláhuac?
Esa es la incógnita que deberán resolver, pero puedes dar por descontado lector que el panista recibirá todo el empuje y apoyo de su papá el Gobernador.
¿Y José Yunes? También recibirá apoyo de su partido.
Antes de aceptar la candidatura el peroteño fue claro al manifestar a los jerarcas del PRI e incluso al mismo Peña Nieto, que o lo apoyaban o escogieran a otro candidato: “No voy a competir para perder. Si acepto la candidatura es porque voy a recibir todo el respaldo de mi partido y los apoyos necesarios para ganar”, dijo.
El senador obtuvo garantías, está recibiendo apoyo y por eso está en la competencia.
La encuesta de Massivecaller, es la primera de al menos seis que vendrán más adelante y es para que los precandidatos le midan el agua a los camotes.
Basados en esa percepción deberán tomar las providencias necesarias para hacer frente a sus rivales.
Los más de 15 puntos de ventaja que lleva Cuitláhuac García no son la última palabra, como no lo fueron los 20 puntos de aceptación con los que Francisco Labastida arrancó su campaña por encima de Vicente Fox.
Precisamente cuando un encuestador predijo que era un puntaje “imposible de remontar”, fue cuando Fox comenzó a subir, subir, subir, subir… y ya ven lo que pasó.
Pero volviendo al punto ¿nueve gubernaturas en juego y ninguna es para el PRI en estos momentos? Caray, estoy seguro que ni en sus pesadillas más truculentas los priistas imaginaron un escenario de esa naturaleza.


bernardogup@hotmail.com



________________________________________________________________________________________________________



  Oye al instante
  Editorial
Aprender la lección
Día de Muertos, una tradición muy nuestra
Primero la vida, ¡sí!
Obras, molestias y beneficios
Ahora va la leche
Continúa la deforestación
El sino y el signo
Publicidad